¡Oh amados de 'Abdu'l-Bahá!

La vida del hombre tiene su primavera y está dotada de maravillosa gloria.  El período de la juventud está caracterizado por la fuerza y el vigor y se considera la época que más se estima de la vida humana.  Así pues, debéis esforzaos día y noche a fin de que, dotados de fuerza celestial, inspirados por brillantes motivos y ayudados por su poder y gracia celestiales y su confirmación, os convirtáis en ornamentos del mundo de la humanidad, distinguidos entre aquellos que están iniciados en el verdadero conocimiento y en el amor de Dios.  Debéis distinguiros entre los hombres por vuestra santidad y desprendimiento, por vuestra pureza de intención, magnanimidad, determinación, nobleza, tenacidad, por la elevación de vuestras miras y por vuestras cualidades espirituales, con el fin de que os convirtáis en vehículos de exaltación y gloria para la Causa de Dios y el amanecer de Sus dones celestiales; os comportéis de acuerdo con los consejos y exhortaciones de la Bendita Belleza (que mi vida sea ofrecida para Sus amados), y reflejando cualidades y atributos bahá'ís, os distingáis de los demás.  'Abdu'l-Bahá anticipa con entusiasmo que cada uno de vosotros pueda llegar a ser como un bravo león que camina por los prados de la perfección humana y como una brisa cargada de perfume soplando sobre las praderas de la virtud.

Que la Gloria de las Glorias esté con vosotros.

 

 

 

Recopilación "Juventud" de la Casa Universal de Justicia

 

 

Saturday the 26th. Bahá'ís de Mexicali - Construyendo un mundo mejor - todas y todos. Confeccionado por http://www.fundacionanisa.org - Joomla 3.3 Templates